Deidad que se considera como un ancestro del chamán(巫祖神)

Deidad que se considera como un ancestro del chamán

Palabra clave

무조신 ( 巫祖神 , Mujosin )

Ubicación de la enciclopedia

Creencias Populares de Corea > Chamanismo coreano > Dioses

Autor LeeSooja(李秀子)

Mujosin se refiere a una deidad que se considera como un ancestro o progenitor del chamán.

En la religión popular en Corea, varios dioses y figuras históricas son adorados como Mujosin. El monje Beobu es uno de los Mujosin que aparece en las leyendas populares mientras que la princesa abandonada Bari, la abuela Gyemyeon, la deidad de los trillizos llamada Ssangdungi Samhyeongjesin y la hija del ministro Yu son los Mujosin que se mencionan en la tradición chamánica.

La leyenda del monje llamado Beobuhwasang es la historia del monje que se casó con la deidad encarnada que se llama Seongmocheonwang del monte de Jirisan, y tuvo ocho hijas, formándolas como chamanes para que hicieran sus prácticas espirituales en todas las partes del país. Las hijas del Beobuhwasang pasaron a ser adoradas como diosas ancestrales de chamanes.

El 《Barigongju》 es uno de los cantos épicos más conocidos y representativos a nivel nacional, que cuenta la historia de una deidad ancestral del chamán. La historia se centra en la vida de la séptima y última hija llamada la princesa Bari del rey Ogu que no consiguió tener ningún hijo varón. La princesa Bari fue abandonada por sus padres al nacer debido a su sexo, por lo que se le llamaba Baridegi, que significa “bebé abandonada”. Después de haber pasado muchos años desde entonces, el rey murió a causa de una enfermedad, pero volvió a la vida gracias al elixir de la vida que era traída por la princesa Bari. Entonces, el rey preguntó a ella qué quería que hiciera por ella y Bari contestó que a ella le gustaría ayudar al alma de los muertos en su viaje desde este mundo terrenal al paraíso del más allá. Como lo deseaba, ella se transformó en una diosa capaz de acompañar a los espíritus de los fallecidos en su paso hacia el otro mundo, lo que se considera como un reconocimiento oficial de su poder y autoridad como un chamán y el motivo de la adoración a ella como una diosa ancestral.

La abuela Gyemyeon llamada Gyemyeonhalmeoni se adora en el segmento de Gyemyeon del ritual chamánico y es una deidad que brinda a los niños la buena suerte y longevidad y previene las calamidades recorriendo todo el país, y uno de sus hechos es plantar árboles de paulownia y bambúes para utilizarlos en la elaboración de instrumentos musicales. Ssangdungi Samhyeongjesin son los primeros oficiantes de los rituales chamánicos en la religión popular en la isla de Jeju-do según el poema épico “Chogongbonpuri”.

La leyenda de estos trillizos empieza con la historia de una pareja vieja que tenía una hija llamada Jajimengwangagissi. Cuando la pareja estaba de viaje por Seúl y su hija se quedaba sola en la casa, un hombre llamado Juja que venía del monte de oro la visitaba y la dejó embarazada. Debido a su embarazo, sus padres la echaron de casa. Jajimengwangagissi se encontró con su marido después de haber pasado tiempos difíciles y dió a luz a los trillizos. Cuando la madre de los trillizos fue secuestrada por un hombre que buscaba venganza a los tres hermanos por su fracaso en un examen estatal, los trillizos la rescataron tocando tambores y gongs. Ellos hicieron que su madre fuera la guardiana del sagrado santuario, y tomaron el trono como reyes del submundo llamados Samsiwang utilizando un cuchillo divino que elaboraron ellos mismos.

Además, la hija del ministro Yu llamada Yujeongseungttanim se considera como el primer chamán poseído. Ella experimentó gran pesar y sufrimiento a lo largo de su vida debido a la pérdida de la visión a la edad de 7 años. A la edad de 77 años, cuando la hija del ministro Yu pasaba por una aldea vecina, ella revivió a la chica muerta que era la hija de un aldeano, y luego ella fue aceptada como hija espiritual de Jajimengwangagissi, la madre de los trillizos, con el fin de llevar a cabo un ritual chamánico para esa chica resucitada. Aparte de ellos, existen muchas diosas denominadas como Mujosin incluyendo a la diosa ancestral de la danza sobre el filo llamada Jakdodaesin, la abuela divina de los ancestros, conocida como Daesinhalmeoni, la abuela divina de los chamanes llamada Mansinhalmeoni y la diosa ancestral de los payasos que se denomina Daesinchangbusin.

Deidad que se considera como un ancestro del chamán

Deidad que se considera como un ancestro del chamán
Palabra clave

무조신 ( 巫祖神 , Mujosin )

Ubicación de la enciclopedia

Creencias Populares de Corea > Chamanismo coreano > Dioses

Autor LeeSooja(李秀子)

Mujosin se refiere a una deidad que se considera como un ancestro o progenitor del chamán.

En la religión popular en Corea, varios dioses y figuras históricas son adorados como Mujosin. El monje Beobu es uno de los Mujosin que aparece en las leyendas populares mientras que la princesa abandonada Bari, la abuela Gyemyeon, la deidad de los trillizos llamada Ssangdungi Samhyeongjesin y la hija del ministro Yu son los Mujosin que se mencionan en la tradición chamánica.

La leyenda del monje llamado Beobuhwasang es la historia del monje que se casó con la deidad encarnada que se llama Seongmocheonwang del monte de Jirisan, y tuvo ocho hijas, formándolas como chamanes para que hicieran sus prácticas espirituales en todas las partes del país. Las hijas del Beobuhwasang pasaron a ser adoradas como diosas ancestrales de chamanes.

El 《Barigongju》 es uno de los cantos épicos más conocidos y representativos a nivel nacional, que cuenta la historia de una deidad ancestral del chamán. La historia se centra en la vida de la séptima y última hija llamada la princesa Bari del rey Ogu que no consiguió tener ningún hijo varón. La princesa Bari fue abandonada por sus padres al nacer debido a su sexo, por lo que se le llamaba Baridegi, que significa “bebé abandonada”. Después de haber pasado muchos años desde entonces, el rey murió a causa de una enfermedad, pero volvió a la vida gracias al elixir de la vida que era traída por la princesa Bari. Entonces, el rey preguntó a ella qué quería que hiciera por ella y Bari contestó que a ella le gustaría ayudar al alma de los muertos en su viaje desde este mundo terrenal al paraíso del más allá. Como lo deseaba, ella se transformó en una diosa capaz de acompañar a los espíritus de los fallecidos en su paso hacia el otro mundo, lo que se considera como un reconocimiento oficial de su poder y autoridad como un chamán y el motivo de la adoración a ella como una diosa ancestral.

La abuela Gyemyeon llamada Gyemyeonhalmeoni se adora en el segmento de Gyemyeon del ritual chamánico y es una deidad que brinda a los niños la buena suerte y longevidad y previene las calamidades recorriendo todo el país, y uno de sus hechos es plantar árboles de paulownia y bambúes para utilizarlos en la elaboración de instrumentos musicales. Ssangdungi Samhyeongjesin son los primeros oficiantes de los rituales chamánicos en la religión popular en la isla de Jeju-do según el poema épico “Chogongbonpuri”.

La leyenda de estos trillizos empieza con la historia de una pareja vieja que tenía una hija llamada Jajimengwangagissi. Cuando la pareja estaba de viaje por Seúl y su hija se quedaba sola en la casa, un hombre llamado Juja que venía del monte de oro la visitaba y la dejó embarazada. Debido a su embarazo, sus padres la echaron de casa. Jajimengwangagissi se encontró con su marido después de haber pasado tiempos difíciles y dió a luz a los trillizos. Cuando la madre de los trillizos fue secuestrada por un hombre que buscaba venganza a los tres hermanos por su fracaso en un examen estatal, los trillizos la rescataron tocando tambores y gongs. Ellos hicieron que su madre fuera la guardiana del sagrado santuario, y tomaron el trono como reyes del submundo llamados Samsiwang utilizando un cuchillo divino que elaboraron ellos mismos.

Además, la hija del ministro Yu llamada Yujeongseungttanim se considera como el primer chamán poseído. Ella experimentó gran pesar y sufrimiento a lo largo de su vida debido a la pérdida de la visión a la edad de 7 años. A la edad de 77 años, cuando la hija del ministro Yu pasaba por una aldea vecina, ella revivió a la chica muerta que era la hija de un aldeano, y luego ella fue aceptada como hija espiritual de Jajimengwangagissi, la madre de los trillizos, con el fin de llevar a cabo un ritual chamánico para esa chica resucitada. Aparte de ellos, existen muchas diosas denominadas como Mujosin incluyendo a la diosa ancestral de la danza sobre el filo llamada Jakdodaesin, la abuela divina de los ancestros, conocida como Daesinhalmeoni, la abuela divina de los chamanes llamada Mansinhalmeoni y la diosa ancestral de los payasos que se denomina Daesinchangbusin.