Baltal

Baltal

Ubicación de la enciclopedia

Artes Folclóricas de Corea

Autor HeoYongho(許龍鎬)

Arte escénico tradicional de Corea donde los actores humanos y los títeres intercambian chistes.

Arte escénico tradicional de Corea donde los actores humanos y los títeres manejados por las manos y pies de titiriteros intercambian chistes.

El baltal (Cor. 발탈, lit. teatro de títeres de pie) es conocido también como “bakjangnan (Cor. 발작난, lit. juego del pie)”, “joktal (Cor. 족탈, lit. máscara del pie)”, “jokgamyeon (Cor. 족가면, lit. máscara del pie)”, “jokmuyong (Cor. 족무용, lit. danza del pie)” y “baltalchum (Cor. 발탈춤, lit. danza de la máscara del pie)”. Estos nombres vienen del hecho de que se mueve el pie disfrazado como un títere. Asimismo, el término “baltal” está compuesto por la palabra “bak” que significa “pie” y la palabra “tal” que se traduce en coreano “máscaras”. Por tanto, se puede decir que el baltal es un espectáculo teatral de máscaras, porque se utiliza una máscara. No obstante, el baltal tiene unas características distintas de las del teatro de máscaras. A diferencia de los espectáculos teatrales de máscaras, la máscara del baltal se pone en el pie, siendo una parte del cuerpo del títere. Por otro lado, el baltal puede verse como un teatro de títeres, porque aparece un títere en la representación. Pero es un teatro en el que aparecen un títere y un actor humano al mismo tiempo, a diferencia del Kkokdugaksinoreum o teatro de títeres interpretado por la compañía ambulante de artistas varones en el que aparecen solamente los títeres. Un títere que tiene solamente la mitad superior del cuerpo y un actor humano interactúan bailando juntos e intercambiando chistes, lo cual es similar a la forma de líneas de diálogo del teatro tradicional.

El baltal es un teatro singular que se distingue del teatro de máscaras y del teatro de títeres, aunque se utilizan tanto un títere como una máscara. Junto con ello, a pesar de que los dos personajes –títere y actor humano- realizan sus líneas graciosas de diálogo de forma similar a la de otros espectáculos tradicionales, no es una conversación entre títeres ni humanos sino entre un humano y un títere, lo cual es una de las características particulares del baltal. Más concretamente, el baltal es un arte escénico en el que un títere movido por los pies y las manos del titiritero y un actor humano aparecen juntos en la misma escena para realizar una conversación graciosa. La particularidad del baltal debe ser recalcada por los siguientes aspectos: aspecto del rol de personajes; aspecto histórico en la historia del arte escénico tradicional; y aspecto de la forma de representación.

El primer valor del baltal es la particularidad descubierta en el rol de personajes. La coexistencia de un actor humano y un títere es una gran parte de la particularidad del baltal. En el baltal, aparece un actor humano y un títere que tiene solamente la parte superior del cuerpo. El actor humano se mueve libremente y habla por sí mismo. En cambio, el títere puede hablar y moverse solamente por un titiritero. Estos dos personajes aparecen en la misma escena, lo cual es una de las particularidades observadas en el baltal. Lo más interesante es el rol que tiene cada uno de ellos. El títere que no puede moverse ni hablar por sí mismo es un viajero. Se describe como un personaje errante y divertido que recorre todas las partes del país. Por otro lado, el rol que desempeña el actor humano es un dueño de pesquería. Se describe como un personaje quieto que nunca se aleja o desvía del flujo de la vida cotidiana. Los elementos opuestos acerca de actores –normal/ anormal, vida/sin vida y humano/títere- y los elementos opuestos que se relacionan con los roles que interpretan los actores –vagabundeo/establecimiento, normal/ anormal, día cotidiano/día feriado, restricción/libertad y camino/descaminoson contradictoriamente cruzados. El actor humano que mueve libremente su cuerpo interpreta a un personaje estático; y el títere que no se mueve por sí mismo, un personaje dinámico. Pese a que los personajes del baltal parecen contradictorios, revisten un significado extraordinario. En otras palabras, el baltal tiene un significado más profundo que lo esperado.

El segundo valor notable del baltal puede verse en el aspecto histórico en el arte escénico tradicional. Los dos actores intercambian chistes como un juego al ping-ping, cuyas ocurrencias muestran la forma de líneas ingeniosas del teatro tradicional de Corea. La tradición de ocurrencias de Corea empezó a realizarse en el palacio real durante el siglo XIV y el siglo XV, y luego se efectuó en las calles de Seúl durante el siglo XVIII y el siglo XIX. Más tarde, la tradición de dicho ingenioso se llevó a cabo en el baltal o por el gran cantante, Park Chunjae, después de lo cual se transformó en charlas cómicas o programas cómicos de la elevisión en los años de 1990. Las ocurrencias ingeniosas de Park Chunjae, incluyendo el baltal desempeñan un papel importante para saber cómo la tradición de ocurrencias iba convirtiéndose durante la etapa en la que sucedían unos cambios repentinos al respecto. Analizando el baltal a lo largo de la trayectoria histórica de la tradición de ocurrencias, podemos suponer la estructura de la tradición en dos personajes con ocurrencias divertidas. El baltal está influido en gran medida por la forma de ocurrencias hechas por dos personas. Esta forma de ocurrencias se observaba frecuentemente en los espectáculos representados du rante el periodo de transición del arte escénico que se efectuaba en el palacio real durante el siglo XIV y el siglo XV que incluía el domokjeongsa nori (Cor. 도목정사놀이, lit. drama satírico de la sociedad creado en el vigésimo segundo año de Myeongjong, rey de la dinastía Joseon) al arte escénico callejero que se efectuaba durante el siglo XVIII y el siglo XIX. Al mismo tiempo, el baltal sirve de herramienta para conectar esta tradición de ocurrencia a las charlas cómicas hechas por dos personas en los años de 1990.

El tercer valor prominente del baltal se observa en el aspecto de la forma de representación. Cabe destacar el solo hecho de manejar un títere, utilizando el pie. El titiritero manipula su títere de forma muy inusual. El titiritero está sentado en la parte trasera del escenario con un pie puesto en un agujero hecho en la parte central del escenario. El titiritero tiene un pie enmascarado y lleva dos varillas de bambú en las manos. Estas ramas funcionan como los dos brazos del títere. De esta manera, la cara y los brazos del títere pueden moverse por el movimiento tanto de los brazos como del pie del titiritero. Entonces el titiritero mueve las diferentes partes del cuerpo para controlar el títere. Esta técnica de manipular títeres es muy particular que no se observa en otros espectáculos escénicos tradicionales de Corea.

Baltal

Baltal
Ubicación de la enciclopedia

Artes Folclóricas de Corea

Autor HeoYongho(許龍鎬)

Arte escénico tradicional de Corea donde los actores humanos y los títeres intercambian chistes.

Arte escénico tradicional de Corea donde los actores humanos y los títeres manejados por las manos y pies de titiriteros intercambian chistes.

El baltal (Cor. 발탈, lit. teatro de títeres de pie) es conocido también como “bakjangnan (Cor. 발작난, lit. juego del pie)”, “joktal (Cor. 족탈, lit. máscara del pie)”, “jokgamyeon (Cor. 족가면, lit. máscara del pie)”, “jokmuyong (Cor. 족무용, lit. danza del pie)” y “baltalchum (Cor. 발탈춤, lit. danza de la máscara del pie)”. Estos nombres vienen del hecho de que se mueve el pie disfrazado como un títere. Asimismo, el término “baltal” está compuesto por la palabra “bak” que significa “pie” y la palabra “tal” que se traduce en coreano “máscaras”. Por tanto, se puede decir que el baltal es un espectáculo teatral de máscaras, porque se utiliza una máscara. No obstante, el baltal tiene unas características distintas de las del teatro de máscaras. A diferencia de los espectáculos teatrales de máscaras, la máscara del baltal se pone en el pie, siendo una parte del cuerpo del títere. Por otro lado, el baltal puede verse como un teatro de títeres, porque aparece un títere en la representación. Pero es un teatro en el que aparecen un títere y un actor humano al mismo tiempo, a diferencia del Kkokdugaksinoreum o teatro de títeres interpretado por la compañía ambulante de artistas varones en el que aparecen solamente los títeres. Un títere que tiene solamente la mitad superior del cuerpo y un actor humano interactúan bailando juntos e intercambiando chistes, lo cual es similar a la forma de líneas de diálogo del teatro tradicional.

El baltal es un teatro singular que se distingue del teatro de máscaras y del teatro de títeres, aunque se utilizan tanto un títere como una máscara. Junto con ello, a pesar de que los dos personajes –títere y actor humano- realizan sus líneas graciosas de diálogo de forma similar a la de otros espectáculos tradicionales, no es una conversación entre títeres ni humanos sino entre un humano y un títere, lo cual es una de las características particulares del baltal. Más concretamente, el baltal es un arte escénico en el que un títere movido por los pies y las manos del titiritero y un actor humano aparecen juntos en la misma escena para realizar una conversación graciosa. La particularidad del baltal debe ser recalcada por los siguientes aspectos: aspecto del rol de personajes; aspecto histórico en la historia del arte escénico tradicional; y aspecto de la forma de representación.

El primer valor del baltal es la particularidad descubierta en el rol de personajes. La coexistencia de un actor humano y un títere es una gran parte de la particularidad del baltal. En el baltal, aparece un actor humano y un títere que tiene solamente la parte superior del cuerpo. El actor humano se mueve libremente y habla por sí mismo. En cambio, el títere puede hablar y moverse solamente por un titiritero. Estos dos personajes aparecen en la misma escena, lo cual es una de las particularidades observadas en el baltal. Lo más interesante es el rol que tiene cada uno de ellos. El títere que no puede moverse ni hablar por sí mismo es un viajero. Se describe como un personaje errante y divertido que recorre todas las partes del país. Por otro lado, el rol que desempeña el actor humano es un dueño de pesquería. Se describe como un personaje quieto que nunca se aleja o desvía del flujo de la vida cotidiana. Los elementos opuestos acerca de actores –normal/ anormal, vida/sin vida y humano/títere- y los elementos opuestos que se relacionan con los roles que interpretan los actores –vagabundeo/establecimiento, normal/ anormal, día cotidiano/día feriado, restricción/libertad y camino/descaminoson contradictoriamente cruzados. El actor humano que mueve libremente su cuerpo interpreta a un personaje estático; y el títere que no se mueve por sí mismo, un personaje dinámico. Pese a que los personajes del baltal parecen contradictorios, revisten un significado extraordinario. En otras palabras, el baltal tiene un significado más profundo que lo esperado.

El segundo valor notable del baltal puede verse en el aspecto histórico en el arte escénico tradicional. Los dos actores intercambian chistes como un juego al ping-ping, cuyas ocurrencias muestran la forma de líneas ingeniosas del teatro tradicional de Corea. La tradición de ocurrencias de Corea empezó a realizarse en el palacio real durante el siglo XIV y el siglo XV, y luego se efectuó en las calles de Seúl durante el siglo XVIII y el siglo XIX. Más tarde, la tradición de dicho ingenioso se llevó a cabo en el baltal o por el gran cantante, Park Chunjae, después de lo cual se transformó en charlas cómicas o programas cómicos de la elevisión en los años de 1990. Las ocurrencias ingeniosas de Park Chunjae, incluyendo el baltal desempeñan un papel importante para saber cómo la tradición de ocurrencias iba convirtiéndose durante la etapa en la que sucedían unos cambios repentinos al respecto. Analizando el baltal a lo largo de la trayectoria histórica de la tradición de ocurrencias, podemos suponer la estructura de la tradición en dos personajes con ocurrencias divertidas. El baltal está influido en gran medida por la forma de ocurrencias hechas por dos personas. Esta forma de ocurrencias se observaba frecuentemente en los espectáculos representados du rante el periodo de transición del arte escénico que se efectuaba en el palacio real durante el siglo XIV y el siglo XV que incluía el domokjeongsa nori (Cor. 도목정사놀이, lit. drama satírico de la sociedad creado en el vigésimo segundo año de Myeongjong, rey de la dinastía Joseon) al arte escénico callejero que se efectuaba durante el siglo XVIII y el siglo XIX. Al mismo tiempo, el baltal sirve de herramienta para conectar esta tradición de ocurrencia a las charlas cómicas hechas por dos personas en los años de 1990.

El tercer valor prominente del baltal se observa en el aspecto de la forma de representación. Cabe destacar el solo hecho de manejar un títere, utilizando el pie. El titiritero manipula su títere de forma muy inusual. El titiritero está sentado en la parte trasera del escenario con un pie puesto en un agujero hecho en la parte central del escenario. El titiritero tiene un pie enmascarado y lleva dos varillas de bambú en las manos. Estas ramas funcionan como los dos brazos del títere. De esta manera, la cara y los brazos del títere pueden moverse por el movimiento tanto de los brazos como del pie del titiritero. Entonces el titiritero mueve las diferentes partes del cuerpo para controlar el títere. Esta técnica de manipular títeres es muy particular que no se observa en otros espectáculos escénicos tradicionales de Corea.