Celebración De Los Primeros 100 Días De Vida(百日)

Palabra clave

백일 ( 百日 )

Ubicación de la enciclopedia

Ritos de Paso de Corea > 일생의례 > Chulsaenguirye

Autor CheonHyesook(千惠淑)

Primeros 100 días de vida de un bebé o celebración de una fiesta para la ocasión.

El término baegil se emplea para referirse tanto a los primeros 100 días de vida como al período suficiente de tiempo. Hasta principios del siglo XX, la mortalidad infantil era muy alta en Corea, por lo tanto, a los bebés, se les festejan los primeros 100 años de vida. Esta celebración que se llama baegiljanchi consiste en vestir al bebé de 100 días de edad con un nuevo traje e invitar a los parientes y vecinos cercanos para que feliciten al bebé por la supervivencia y coman juntos.

En la mañana del centésimo día del nacimiento de un bebé, la familia reza por la longevidad del niño en frente de la mesa ritual, preparada para la diosa del parto, Samsin, y la madre del niño consume el arroz blanco cocido y la sopa de algas ofrecidos sobre la mesa ritual. Más tarde, se prepara la comida para celebrar la ocasión, incluyendo varios pasteles de arroz, tales como baekseolgi, susupat-tteok, injeolmi y songpyeon.

El carácter chino “baek(白)” del pastel de la masa de harina de arroz o baekseolgi o que significa “blanco” tiene la misma pronunciación que el “baek (百)” que se traduce en “cien o centena”, por lo que el baekseolgi se sirve sobre la mesa para el niño de 100 días de edad con el deseo de una larga vida.

Por otro lado, el color del frijol rojo que es el ingrediente principal del pastel de arroz hecho con frijoles rojos o susupat-tteok se considera efectivo para echar las fuerzas malignas. Asimismo, el injeolmi, preparado cociendo al vapor y machacando harina de arroz glutinoso es un símbolo de la fuerza interior.

Por último el pastel de arroz con forma de media una o songpyeon se prepara en dos tipos: uno con relleno y otro sin relleno.

El songpyeon con relleno significa “buen corazón; y el songpyeon sin relleno”, “generosidad”. Los pasteles de arroz preparados para la ocasión, llamados baegiltteok se comparten con los parientes y vecinos, porque se cree que un centenar de personas deben comer uno de los baegiltteok, para que el bebé alcance la larga vida. Los invitados de la fiesta también regalan al bebé arroz, madeja de hilo o dinero.

El día de baegiljanchi es también el primer día de darle el primer corte de pelo al bebé. A diferencia de la primera puesta del bebé llamada baenaetjeogori, el traje que lleva el bebé para celebrar el centésimo día después de su nacimiento tiene un cuello externo y un cordón suficientemente largo como para dar una vuelta alrededor del cuerpo del bebé y amarrarse. En cambio, algunas familias visten al bebe con una ropa confeccionada mediante la unión de diferentes trozos de tela para desear que la vida del bebé sea larga como los trozos unidos.

De este modo, la importancia del baegiljanchi reside en el deseo de la salud y la larga vida del bebé. En cambio, en nuestra era, el primer cumpleaños se considera más importante que los primeros 100 días de vida, debido a que el significado de la celebración de baegil no parece tan importante como lo era antes. Por tanto, en muchos casos, la familia comparte el pastel de arroz con otros y tomar una fotografía conmemorativa sin realizar más actos o rituales.

El baegil es un ritual centrado en el bebé, mientras que el samchiril es un ritual para rezar por la salud tanto de la madre como del bebé recién nacido. Asimismo, el baegil se celebra con la finalidad de aceptar al bebé como un miembro de la sociedad. La celebración de los primeros 100 días de vida que consiste en varios actos para rezar por la longevidad del bebé es el reflejo de la realidad del pasado de que la mortalidad infantil era muy alta. En otras palabras, el baegiljanchi tiene el propósito de adorar y apoyar al bebé que ha pasado los primeros 100 días sano y salvo y lo toma como punto de partida para desarrollarse como persona en su totalidad.

Celebración De Los Primeros 100 Días De Vida

Celebración De Los Primeros 100 Días De Vida
Ubicación de la enciclopedia

Ritos de Paso de Corea > 일생의례 > Chulsaenguirye

Autor CheonHyesook(千惠淑)

Primeros 100 días de vida de un bebé o celebración de una fiesta para la ocasión. El término baegil se emplea para referirse tanto a los primeros 100 días de vida como al período suficiente de tiempo. Hasta principios del siglo XX, la mortalidad infantil era muy alta en Corea, por lo tanto, a los bebés, se les festejan los primeros 100 años de vida. Esta celebración que se llama baegiljanchi consiste en vestir al bebé de 100 días de edad con un nuevo traje e invitar a los parientes y vecinos cercanos para que feliciten al bebé por la supervivencia y coman juntos. En la mañana del centésimo día del nacimiento de un bebé, la familia reza por la longevidad del niño en frente de la mesa ritual, preparada para la diosa del parto, Samsin, y la madre del niño consume el arroz blanco cocido y la sopa de algas ofrecidos sobre la mesa ritual. Más tarde, se prepara la comida para celebrar la ocasión, incluyendo varios pasteles de arroz, tales como baekseolgi, susupat-tteok, injeolmi y songpyeon. El carácter chino “baek(白)” del pastel de la masa de harina de arroz o baekseolgi o que significa “blanco” tiene la misma pronunciación que el “baek (百)” que se traduce en “cien o centena”, por lo que el baekseolgi se sirve sobre la mesa para el niño de 100 días de edad con el deseo de una larga vida. Por otro lado, el color del frijol rojo que es el ingrediente principal del pastel de arroz hecho con frijoles rojos o susupat-tteok se considera efectivo para echar las fuerzas malignas. Asimismo, el injeolmi, preparado cociendo al vapor y machacando harina de arroz glutinoso es un símbolo de la fuerza interior. Por último el pastel de arroz con forma de media una o songpyeon se prepara en dos tipos: uno con relleno y otro sin relleno. El songpyeon con relleno significa “buen corazón; y el songpyeon sin relleno”, “generosidad”. Los pasteles de arroz preparados para la ocasión, llamados baegiltteok se comparten con los parientes y vecinos, porque se cree que un centenar de personas deben comer uno de los baegiltteok, para que el bebé alcance la larga vida. Los invitados de la fiesta también regalan al bebé arroz, madeja de hilo o dinero. El día de baegiljanchi es también el primer día de darle el primer corte de pelo al bebé. A diferencia de la primera puesta del bebé llamada baenaetjeogori, el traje que lleva el bebé para celebrar el centésimo día después de su nacimiento tiene un cuello externo y un cordón suficientemente largo como para dar una vuelta alrededor del cuerpo del bebé y amarrarse. En cambio, algunas familias visten al bebe con una ropa confeccionada mediante la unión de diferentes trozos de tela para desear que la vida del bebé sea larga como los trozos unidos. De este modo, la importancia del baegiljanchi reside en el deseo de la salud y la larga vida del bebé. En cambio, en nuestra era, el primer cumpleaños se considera más importante que los primeros 100 días de vida, debido a que el significado de la celebración de baegil no parece tan importante como lo era antes. Por tanto, en muchos casos, la familia comparte el pastel de arroz con otros y tomar una fotografía conmemorativa sin realizar más actos o rituales. El baegil es un ritual centrado en el bebé, mientras que el samchiril es un ritual para rezar por la salud tanto de la madre como del bebé recién nacido. Asimismo, el baegil se celebra con la finalidad de aceptar al bebé como un miembro de la sociedad. La celebración de los primeros 100 días de vida que consiste en varios actos para rezar por la longevidad del bebé es el reflejo de la realidad del pasado de que la mortalidad infantil era muy alta. En otras palabras, el baegiljanchi tiene el propósito de adorar y apoyar al bebé que ha pasado los primeros 100 días sano y salvo y lo toma como punto de partida para desarrollarse como persona en su totalidad.